Chiste de Viernes – El gato de mi suegra

el-gato-de-mi-suegra

Había llegado el gran día. Mi esposa y yo estábamos ya listos para irnos a una fiesta.

Encendí la luz del garaje y puse el contestador. Tapé la jaula del loro, saqué la gata al patio y pedí un taxi por si tomaba mucho tiempo. Llegó enseguida.

Al abrir la puerta de la calle para salir, la gata, que estaba en el patio, se metió como un bólido en la casa, pero no podemos dejarla dentro porque trata de comerse al loro.

Entré para atraparla y sacarla nuevamente al patio; subió rapidísimo las escaleras y tuve que perseguirla. Mientras tanto, mi esposa va y se sienta en el taxi.

Para que no se sepa que no habrá nadie en casa durante la noche, le dice al conductor: “Mi marido viene enseguida; subió a despedirse de mi madre”.

Unos minutos después, me meto en el taxi. “Perdón por la demora” dije. “Lo que sucede es que la muy bo…lu…da  estaba escondida abajo de la cama. Tuve que agarrarla con una soga para arrastrarla y sacarla.

Trató de escaparse, así que la agarré del cogote y le di una patada en el cu…lo, pero comenzó a sacudirse como una loca y la tuve que envolver en una manta porque la muy zorra me quería arañar.

Así que, para evitar que se escapara, la arrastré como pude por las escaleras y la tiré al patio.

¡Es terrible! ¡Lo que hay que luchar con ella cada vez que salimos!”

Los ojos de MI MUJER se salían de sus órbitas y me pegaba con su codo.

Y el taxista …

PARÓ EL COCHE Y ME ESTRECHÓ LA MANO DICIENDO:

“¡¡¡ESO SON HUEVOS!!!”

!!!LO LLEVO GRATIS!!!

¡Muy buen fin de semana para todos!!!!

Powered by WPeMatico

Autor entrada: admin

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *